XXX Congreso Socialista: Piden expulsión de Fulvio Rossi

PS: involucrados en irregularidades no podrán competir en elecciones.

Luego de que durante el fin de semana el PS realizara su XXX Congreso, ayer sus dirigentes informaron sobre una de sus conclusiones relacionadas a financiamiento irregular de la política: el voto político sobre probidad.

Fue en la sede del partido donde su presidenta, senadora Isabel Allende; el secretario general, Pablo Velozo, y el presidente del congreso partidario, Alvaro Elizalde, difundieron una minuta, titulada “Votos políticos más importantes”, que contenía esta resolución: “Manifestamos con fuerza y convicción que no podrán representar al Partido Socialista en elecciones populares o en algún cargo partidario, aquellos que estén involucrados en irregularidades”, dice una de las definiciones, la que se suma al respaldo de la asamblea constituyente como camino para una nueva Constitución.

Lo anterior, sin embargo, se enmarca en un complejo contexto. Dos parlamentarios pertenecientes a las filas socialistas, el senador Fulvio Rossi y el diputado Christián Urizar, mantienen suspendidas sus militancias al partido por ser investigados por el Ministerio Público. El primero, por solicitar dineros a Soquimich, con el objeto de financiar campañas políticas en las pasadas elecciones municipales. El segundo, en tanto, por presunto fraude al fisco mientras ejercía de Consejero Regional en la V región.

Consultada por el futuro del senador Rossi -quien ha manifestado su voluntad de reelegirse por la región de Tarapacá-, Allende evitó referirse sobre la situación del legislador y matizó la intencionalidad del voto político, destacando el rol previo que tendrá el Tribunal Supremo de la colectividad para determinar sanciones y, por ende, eventuales expulsiones de militantes.

“El voto del congreso ha facultado al tribunal supremo a pronunciarse. Lo que el voto está diciendo, es que en su momento, el Tribunal Supremo, será llamado, eventualmente, a pronunciarse para una futura postulación de ese mandatario, mandataria o situación que se vea”, dijo Allende, sin precisar si las sentencias del órgano disciplinario se emitirían antes o después de las condenas judiciales. “Eso tendrá que verse cuando se presente la situación”, agregó.

Con todo, Fulvio Rossi manifestó conformidad con el voto emanado del congreso partidario. “Las discusiones que he escuchado tienen que ver con ratificar un principio que ha estado siempre en el partido; no se puede establecer normas generales, sino que los casos se tienen que ver cada uno en particular, cada uno en su mérito. Por lo tanto, me deja muy tranquilo lo que se acordó en el congreso del partido”, señaló Rossi a La Tercera.

Pedido de expulsión

La situación de Rossi y Urizar, fue ampliamente debatida mientras se desarrollaba el congreso socialista.

En este sentido, fuentes partidarias señalan que una de las instancias encargadas de revisar asuntos éticos, la comisión política del congreso, propuso al pleno expulsar al senador por Arica y Tarapacá y al diputado por Valparaíso, versión matizada desde la mesa del PS, donde aseguran que este pedido correspondió sólo a algunos militantes. Pese a ello, la mesa del congreso rechazó la personalización de la solicitud, lo que fue respaldado por la mayoría de los delegados al congreso.

Una discusión incentivada por la presentación de documentos en las horas previas al congreso. Tanto en un texto encargado por la propia Isabel Allende -”Hacia una Estrategia de Desarrollo Inclusivo y Sostenible”- como en un escrito presentado por el presidente del Tribunal Supremo, Sergio Barría, sostienen que se debe sancionar actos irregulares, pese a que estos hechos fueran “legales”. Un criterio contrario a lo argumentado por Rossi, quien ha defendido que su pedido de recursos a SQM fue realizado mediante “vía legal”.

No obstante, el voto político aprobado en el PS no profundiza sobre este punto.

Fuente: tercera.cl

Compartir:

Artículos relacionados

*

*

Arriba